Publicado en Un Milagro Cada Día

La ira es una Mala Consejera

unnamedHoy me gustaría apelar a tu imaginación. Supongamos que quieres comprar un coche nuevo. Te diriges, pues, a un concesionario, donde te atiende un amable vendedor.

Todo marcha estupendamente hasta que, de repente, el vendedor te pide que, por favor, te pongas una venda en los ojos y tapones en los oídos.

Acto seguido, te acompaña a cada uno de los coches y te detalla largamente las características de cada uno. Pero claro, tú no puedes ver casi nada a través de la venda, y escuchas a duras penas. ¿Te imaginas? Sería una situación totalmente absurda, ya que no podrías ver el coche que vas a comprar, ni conocer realmente sus especificaciones técnicas. Básicamente, deberías elegir el coche “a ciegas”. ¿Crees que elegirías correctamente? ¡Seguramente no!

Con la ira nos pasa algo similar. Es una emoción tan fuerte que nos vuelve como “ciegos y sordos”. Nos ciega, nos impide tomar buenas decisiones. ¡Definitivamente, el enojo, la ira o el enfado no son buenos consejeros!

En cambio, el que siempre nos da buenos consejos, independientemente de cuál sea la situación por la que estés pasando, es el Santo Espíritu. Como dice la Biblia, es un “espíritu de sabiduría y de inteligencia, espíritu de consejo y de poder, espíritu de conocimiento y de temor de Jehová” (Isaías 11:2).

¡Siempre está presente y disponible para ayudarte!

Querido(a) amigo(a), hoy quiero animarte a que te quites las vendas del enfado, y a que te apoyes en el Espíritu Santo. Entrégale todas tus emociones, tus sentimientos, y pídele que te guíe en cada decisión que tienes que tomar. ¡Él lo hará, sin duda alguna! Te guiará y te ayudará cada día, en cada paso que tengas que dar.

¡Sé bendecido(a)! Te aprecio, y oro por ti.

Autor:

Pastor de la Iglesia Alianza Cristiana y Misionera (Nvo. Chimbote-Perú) También parte de Visión Lidere. Un ministerio de apoyo y entrenamiento al Liderazgo Eclesial. Egresado del Seminario Bíblico Alianza del Perú. Soy Pastor Oficial de mi Organización Alianza Cristiana Y Misionera. Licenciado en Administración. Casado con Mónica Arevalo y como fruto de nuestro amor tenemos tres hijos, Samuel, Raquel y Josué.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s