Publicado en Un Milagro Cada Día

¡Todo empieza con una Semilla!

unnamed¿Has orado pidiendo algo grande y todavía parece que no has recibido nada significativo (al menos bajo tu punto de vista)?

Bill Johnson nos dice que “es frecuente que cuando le pedimos grandes cosas a Dios, Él responda a nuestras oraciones con una sencilla semilla. Dicho de otra manera, en vez de concedernos el roble que pedimos, nos da una bellota. Esto nos permite crecer al mismo tiempo que crece esa semilla en nuestras vidas”.

Sigue leyendo “¡Todo empieza con una Semilla!”

Publicado en Un Milagro Cada Día

¡Tú puedes cambiar la historia!

unnamedHoy empezamos una serie sobre “El poder que transforma el mundo”. La meditaciones de los próximos días son libremente inspiradas de un libro escrito por Bill Johnson, titulado “The power that changes the world” (El poder que transforma el mundo)

En la Biblia encontramos personas que transformaron el mundo en el que vivían. Cada una tuvo en su época un impacto positivo sobre su entorno, aunque el contexto en el que vivían a menudo no fuese en absoluto favorable. Sigue leyendo “¡Tú puedes cambiar la historia!”

Publicado en Un Milagro Cada Día

¡Las Promesas de Dios no Caducan!

unnamedLas promesas de Dios son de libre acceso, como hemos visto, y son accesibles en todo tiempo, hasta que nuestro glorioso Salvador Jesús vuelva. ¡Sí, las promesas de Dios no tienen fecha de caducidad!

Así como fueron válidas para los primeros cristianos, también lo fueron para sus hijos, y para todos los que creyeron a continuación hasta llegar a nosotros, y lo serán también para los que creerán en el futuro. Sigue leyendo “¡Las Promesas de Dios no Caducan!”

Publicado en Un Milagro Cada Día

¿Cómo Reaccionas ante las Promesas?

unnamedYa que estamos avanzando en nuestra serie sobre las promesas de Dios, me gustaría hacerte esta pregunta: ¿Cuál es tu actitud frente a las promesas? ¿Cómo reaccionas cuando buscas una promesa de Dios en Su Palabra? ¿Tienes una actitud de expectativa, de gozo, o de temor? ¿Tienes fe, o más bien dudas?

Creo que según el tipo de promesas, podemos reaccionar de formas diferentes. ¡Y Dios nos conoce perfectamente! Algunas promesas pueden dejarnos perplejos, incluso dubitativos. Sigue leyendo “¿Cómo Reaccionas ante las Promesas?”