Publicado en Un Milagro Cada Día

¿Esperas buenas noticias?

unnamedAtraemos lo que esperamos. De hecho, tristemente muchas veces atraemos lo que tememos. Eso es lo que dice la Biblia: “Lo que yo siempre había temido me ocurrió; se hizo realidad lo que me horrorizaba” (Job 3:25)

¿Temes una mala noticia? Te pasa. ¿Tienes miedo de caer enfermo? Caes enfermo. Temes recibir una mala factura, y, como por azar, te llega al buzón. No es por nada que la Biblia dice: “Lo que yo siempre había temido, me ocurrió”.

¿Por qué habla de eso la Biblia? La Palabra de Dios tiene por objetivo darte ánimos y transmitirte las claves de una vida victoriosa y poderosa en Jesucristo. Lo que nos enseña este versículo del libro de Job es que el temor abre una puerta al enemigo. 

Sin embargo, considera esto: la fe es lo opuesto al miedo. Es como un temor inverso: cuando tenemos fe, esperamos que las buenas cosas nos ocurran.

En definitiva, atraemos lo que esperamos, aquello en lo que meditamos una y otra vez en nuestro corazón. De esta manera, si espero lo mejor, atraigo lo mejor. Es por ello que es tan importante nutrirse de la Palabra de Dios, porque nos recuerda Su benevolencia y Su bondad, y al hacerlo, atraemos lo que es bueno sobre nuestra vida.

Puede que me digas: “Eric, eso es demasiado sencillo….”. Es cierto, pero es bíblico. Las soluciones más eficaces no son forzosamente las más complicadas 🙂 ¡Me gusta la simplicidad de los evangelios!

Te animo a renunciar a todo temor y a todo pensamiento negativo. Pon tus ojos fijamente sobre las bondades del Señor, porque  Él las renueva cada mañana sobre tu vida, querido(a) amigo(a).

Sé bendecido(a). ¡Te aprecio mucho y espero lo mejor para ti!

Autor:

Pastor Titular de la Iglesia Alianza Cristiana y Misionera (Nvo. Chimbote-Perú) También parte de Visión Lidere. Un ministerio de apoyo y entrenamiento al Liderazgo Eclesial. Egresado del Seminario Bíblico Alianza del Perú. Soy Pastor Oficial de mi Organización Alianza Cristiana Y Misionera. Licenciado en Administración. Casado con Mónica Arevalo y como fruto de nuestro amor tenemos tres hijos, Samuel, Raquel y Josué.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s